Principales avances del proyecto:

Anualidad 2018

El proyecto se inició definiendo los requisitos y condicionantes técnicos tanto del proceso de pirólisis como de las aplicaciones planteadas para el biochar (tratamiento de aguas y gases). Posteriormente se identificaron distintas fuentes de biomasa disponibles para la producción de biochar, de acuerdo a su disponibilidad y características para el proceso de pirólisis. En paralelo, se pre-seleccionaron las ubicaciones donde se realizará la validación tanto del piloto de tratamiento de aguas (EDAR Penapurreira/As Pontes) como del de tratamiento de gases (CTR Sobrado dos Monxes), caracterizando ambas corrientes.

Anualidad 2019

Durante los primeros meses de esta anualidad se completaron las caracterizaciones de biomasa, aguas y gases a tratar. Como materia prima para la producción de biochar se seleccionó la astilla de eucalipto debido a sus propiedades físico-químicas y su amplia disponibilidad, produciendo biochar a escala laboratorio para el desarrollo de las siguientes tareas.

Una vez determinadas las características del biochar, estabilidad y propiedades adsorbentes frente a diferentes compuestos, se han realizado distintas modificaciones físico-químicas para aumentar su capacidad adsorbente. Posteriormente se han realizado ensayos para determinar la capacidad del biochar de retener contaminantes presentes en las aguas residuales como metales pesados, nutrientes o contaminantes orgánicos. En paralelo, este biochar se ha utilizado como soporte para el desarrollo de un sistema de biofiltro, mediante la inoculación con un microorganismo con capacidad para degradar compuestos derivados del azufre presentes en los gases de vertedero.

Anualidad 2020

Durante este tercer y último año de ejecución del proyecto BIOCHARMB se llevó a cabo la construcción de los tres pilotos contemplados en el proyecto y la validación de los mismos. En primer lugar, se completó la construcción e instalación de la planta piloto de pirólisis que se ha utilizado para la producción de biochar de gran calidad a partir de biomasa de pino.

Así mismo, dentro de esta anualidad se construyó una planta piloto para evaluar la eficacia del biochar en el tratamiento de aguas residuales urbanas. La validación de este piloto se realizó en la EDAR de Malpica con resultados satisfactorios en reducción de carga orgánica, metales pesados y contaminantes emergentes.

En paralelo a la aplicación en tratamiento de aguas, dentro de esta anualidad se ha construido y operado un sistema de biofiltración destinado al tratamiento de gases de vertedero. Esta planta ha sido instalada en la planta de tratamiento de residuos de Sobrado dos Monxes, consiguiendo una mejora significativa en la calidad del gas, y una reducción de la presencia de olores.

Finalmente, dentro de esta anualidad se ha realizado un análisis tecno-económico del proyecto, así como de viabilidad ambiental mediante un análisis de ciclo de vida.

Por último, VALORA ha recopilado información de todos los procesos llevados a cabo en el proyecto para realizar una evaluación tecno-económica y ambiental de los productos desarrollados que incluye un análisis de ciclo de vida y un estudio de mercado.